Nuevo sistema de Estacionamiento medido en Neuquén ¿Quiénes pagan los platos rotos?

En el mes de Junio la Municipalidad de Neuquén llamará a licitación para implementar un nuevo sistema de estacionamiento medido en la ciudad. En palabras del subsecretario de Transporte Fernando Palladino, lo que se busca es “evitar que los autos permanezcan todo el día estacionados en la zona del centro”.

Acorde a las políticas del gobierno nacional, los tarifazos se comienzan a hacer sentir en la ciudad. Y si bien el objetivo que se persigue puede llegar a ser razonable, lo cierto es que con un sistema de transporte público insuficiente, lo único que se genera es que quienes se trasladen en vehículo terminen por encarecer su costo de vida.

Las modificaciones del sistema de estacionamiento están relacionadas a la implementación una tarifa de cobro será escalonado, es decir, que incrementará el valor de la hora a medida que aumente el tiempo de estadía del vehículo. El valor base para la primera hora será de $9, la segunda hora se cobrará $11,25, la tercera $14,6 y la cuarta $17,57.

El dato a tener en cuenta es que el valor de referencia lo marcará la última hora, ¿qué significa esto? básicamente si se necesita estar tres horas estacionado se le cobrará $14,6 por tres. Esto obedece a la búsqueda de rotación de estacionamiento y tráfico, uno de los objetivos del sistema de estacionamiento medido.

A su vez, el sistema de pago será mediante la utilización de teléfono celular y la tarjeta por una o dos horas de ocupación al valor de la segunda hora, no pudiendo utilizarse más de una sola tarjeta por estadía. Al utilizar el teléfono celular como medio de pago también se establece que la concesionaria deberá tener cobertura de internet wifi en todo el sector de estacionamiento medido.

Lo que no está pensando es ampliar la zona de cobro de estacionamiento, correspondiente al centro.
Estas cláusulas del nuevo contrato de concesión del sistema de estacionamiento medido fueron aprobadas por una ordenanza del Concejo Deliberante de Neuquén el año pasado, donde incluyen la preservación de los puestos de trabajo de los empleados de la actual concesionaria, respetando la antigüedad y los derechos existentes.

Parte de las razones de la modificación del sistema de estacionamiento son los costos de la prestación y el incumplimiento del objetivo de generar una rotación de vehículos tanto del estacionamiento en el centro, como con la fluidez del tránsito.

Sin embargo, desde la empresa que opera el SEIN (Sistema de Estacionamiento Inteligente) advierten sobre un retraso tarifario que calcularon en más de 12 millones de pesos, lo cual no haría el negocio rentable. He aquí la clave del asunto.

Nadie podría discutir la necesidad de desalentar el uso de autos particulares en el centro de la ciudad. Sin embargo, este sistema se implementa bajo la presión de la empresa por generar más ganancias. Sin las condiciones de movilidad urbana que garanticen a los vecinos el poder llegar de forma cómoda y rápida a sus destinos mediante la utilización del servicio de transporte de pasajeros.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *